¿Cómo enfrentar el cambio dentario?

Dejar que el diente se suelte de manera natural, estar atentos a posibles tratamientos correctivos de los niños y utilizar el cepillo dental adecuado, son algunos de los consejos para poner fin a los dientes de leche.

cambio dientes Decir adiós a los dientes de leche es un proceso de gran relevancia en la etapa de los niños que los padres deben saber atender correctamente. Y es que además de ser el momento en que llaman al esperado ratoncito o hada de los dientes, este es el periodo de transición de la dentadura temporal, o “de leche”, a la dentadura permanente, y cualquier tipo de alteración presentada en ella es fácilmente corregible durante esta etapa.

Así lo señala Berlena Vaquero, Jefe de la carrera Técnico en Odontología mención Higienista Dental del CFT Santo Tomás Puente Alto, quien recomienda que entre los 6 y 8 años de edad -cuando los niños inician el proceso de recambio dentario- se debe asistir a las primeras consultas odonto-pediatras. “A los seis años aparecen cuatro molares definitivos, atrás de los temporales, por lo que es muy importante cuidarlos. Se recomienda asistir al control preventivo de los seis años, que tiene garantía GES”, explica Vaquero.

Entre los principales consejos para enfrentar este proceso se destacan el no extraer el diente con un hilo atado, ya que esta práctica puede producir molestias y generar una situación traumática innecesaria, que el cepillo dental utilizado sea blando y de un tamaño acorde a la edad del niño, y aplicarlo con cuidado después de cada comida y antes de dormir. “Con este hábito y visitas periódicas al dentista, los niños disfrutarán de dientes definitivos sanos”, señala la especialista del CFT Santo Tomás.

A continuación, dejamos otras recomendaciones para afrontar el recambio dentario:

  • Si el diente de leche está suelto y no ocasiona dolor ni molestia, es mejor dejar que el niño lo vaya soltando de manera natural mediante las comidas.
  • Si observa que la pieza definitiva está apareciendo por detrás o por los costados del diente de leche, es recomendable asistir al dentista para que evalúe la situación y proceda con la extracción.
  • Si el diente definitivo aparece torcido, puede ocurrir que se enderece por sí solo, pero si esto no ocurre, asista al odonto-pediatra quien evaluará el realizar tratamientos correctivos.
  • Con respecto al cepillado de dientes, se aconseja que la pasta dental tenga flúor y sea aplicada en poca cantidad.
  • Se aconseja realizar controles preventivos periódicos desde los dos años, cada seis meses. El programa con garantía GES de los seis años coincide con esta etapa, justamente para evaluar el crecimiento y el desarrollo dental del niño, ya que en algunas ocasiones los padres  no  se  dan  cuenta  debido a que  no  hay  pérdida  de  piezas temporales.
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s